Cómo conseguir la clave que te falta para poder adelgazar

27

Abr, 2017

La diferencia fundamental entre las personas que consiguen perder peso y las que no, es que sólo las primeras creen que pueden hacerlo.

No se trata de fuerza de voluntad, se trata de confianza.

La gran noticia es que la confianza se construye; no es algo que tengas la suerte de tener o no, es algo que puedes asentar en ti, para llevar tu vida, ¡y tu cuerpo! adonde tú quieras.

Más allá de eso, del empuje y la determinación que te llevan a alcanzar metas y objetivos, la confianza en ti misma te permite vivir de otra manera el proceso de cambio físico, y ese es el verdadero regalo.

Así que en este post vamos a ver cómo conseguir la confianza que necesitas para que puedas olvidarte, de una vez por todas, de los problemas de peso.

La confianza en ti misma te permite ir a por lo que quieres desde la certeza de que puedes

Desmontando la falta de confianza

Si en alguna ocasión has tenido la convicción absoluta de que ibas a conseguir algo que querías, ya sabes qué es la confianza en ti misma: una certeza de corazón que mantiene tu mirada firme en lo que quieres, sin dudas ni distracciones.

Esa confianza es mayor cuanto más aprecio sentimos por nosotras mismas. Es decir, a más amor por ti misma, más confianza.

Si ahora no sientes ese aprecio por ti misma, ni esa confianza en que puedes conseguir lo que deseas, date cuenta de esto: la idea que tienes de ti misma se ha ido forjando en tu interior a lo largo del tiempo, en función de las opiniones de otros, de tus experiencias, y de la comparación con los demás.

Si hubieras nacido en otro momento o en otro lugar, te juzgarías de manera diferente, y tendrías una idea distinta respecto a tu valía y a lo que crees que puedes hacer y lo que no. De modo que no eres tú, sino quién tú crees que eres, lo que te impide conseguir lo que quieres.

Eres tú misma la que te has puesto los límites y sólo tú puedes romperlos.

“Cree en ti y ya habrás recorrido la mitad del camino”

¿Qué pasaría si dejaras de juzgarte?

Eres tan capaz como la que más. Pero tienes que dar el paso de soltar todas esas ideas sobre ti misma que tiran de ti hacia abajo. No son reales, son sólo ideas que arrastras del pasado y puedes cambiar en cualquier momento. Deja de juzgarte, suelta esa imagen de ti misma que te has creído de manera inconsciente y decide cómo quieres valorarte a partir de hoy.

Vuelve a empezar desde cero, asume que fue un error de percepción lo que te llevó a pensar que tú no podías y lánzate a la increíble sensación de sentirte suficiente, maravillosa y capaz.

Lo único que te separa de conseguir el cambio físico que deseas eres tú misma. Abandona esos pensamientos que tanto te limitan y ve a por lo que quieres desde la alegría y la determinación de saber que puedes.

¿Por dónde empiezo?

Por apreciarte sincera y profundamente en todo lo que vales. Libérate de la comparación, la autocrítica, la culpa, y la exigencia, ¡deja de intentar cambiar desde la lucha contigo misma! Dirige tu mirada a todo lo bueno que ya tienes, celebra lo que eres y cree en tu inmensa capacidad para conseguir lo que deseas desde el amor a ti misma.

Porque es desde ahí, desde el amor y la confianza, cuando el cambio físico que tanto anhelas puede llegar sin esfuerzo, como resultado natural de aprender a vivir en ti de otra manera.

Decide creer en ti y trátate con amor. Permite que la confianza en ti misma vaya creciendo en tu corazón para tener la oportunidad de vivir como quieres vivir, siendo quien realmente eres.

 


 

Tienes dos caminos delante de ti. Uno ya lo conoces y es cuesta arriba: el del puro esfuerzo, la lucha contra ti misma, el sacrificio y la fuerza de voluntad. El otro es el camino del amor y la confianza en tus posibilidades, que sólo exige un requisito: tener el valor de reconocer que has vivido entre límites imaginarios. ¡Date la oportunidad de vivir de otra manera! Revisa la idea que tienes de ti misma y disfruta de la libertad se sentirte bien en ti. Yo lo hice, después de muchos años viviendo desde el rechazo a mí misma, y te aseguro que merece la pena. ¡Ve a por ello! y si sientes que necesitas un poco de ayuda, aquí puedes encontrarla.

Suscríbete para recibir GRATIS

mis post llenos de inspiración 

para salir de la trampa del peso

Pin It on Pinterest

Share This